Blog 2Galerías

📸 Galería | Triduo a María Santísima de la Amargura

La Virgen de la Amargura ha presidido durante la pasada semana el altar mayor de la Parroquia de la Purísima Concepción para la celebración de sus cultos del mes de noviembre. Unos cultos marcados por el primer aniversario de la apertura del expediente para la coronación canónica de la imagen.

La dolorosa de la Hermandad del Nazareno se elevaba sobre su peana, presidiendo un altar conformado por los antiguos respiraderos de su paso de palio, mismas piezas que daban forma al dosel azul que enmarcaba a la Virgen. Los faroles de entrevaral del palio junto a un buen número de piezas de candelería daban luz al altar, completado con dos de los arcángeles del paso de misterio. Cuatro bouquets de diversas variedades florales en tonos blancos exornaban el altar.

Al igual que para su veneración, María Santísima de la Amargura vestía saya negra bordada en oro y manto de terciopelo burdeos bordado en oro por Concha Caro. Sobre sus sienes portaba la corona de plata del s.XVIII y la ráfaga de ocho cedida por la Hermandad del Valle de La Palma del Condado.

Sergio Borrero
Director de CuartoTramo.com, el diario digital cofrade onubense. Hermano de la Hermandad de la Borriquita

Quizás te interese

Los comentarios están cerrados