ActualidadBlog 2Galerías

Los rocieros de Emigrantes ya caminan al encuentro de la Blanca Paloma

Emigrantes ya camina hacia la aldea del Rocío. La filial onubense más joven emprendía en la mañana de hoy miércoles su camino número 50. Un camino esperado y soñado tras dos años celebrando la Fiesta de Pentecostés desde casa, sin estar cerca de la Virgen del Rocío. Hoy Huelva volvió a vestirse de corto, se puso sus volantes y entre sevillanas y vivas a la Virgen comenzó a andar con la alegría con la que solo ella sabe.

El reestrenado patio de la casa hermandad de Emigrantes acogió a primera hora del día la misa de romeros. A su finalización, el hermano mayor, Nono Ortíz, cogía con sus manos el Simpecado de la Concha Peregrina para trasladarlo a su carreta y comenzar así su tradicional paseo por las calles de Huelva. Un recorrido marcado por los reencuentros con las hermandades, instituciones, asociaciones, colegios y hermanos que cada año salen al encuentro de Emigrantes. Desde la Comandancia de la Guardia Civil al Colegio del Santo Ángel. De la Peña Flamenca a la Plaza de Toros. Especial fue sin duda la llegada a la calle Blanca Paloma, que desde hace semanas luce esplendorosa decorada con guirnaldas de banderas. Allí, donde el embrión de esta populosa hermandad fue acogida en sus inicios tras llegar de Alemania, se vivió uno de los momentos más emotivos.

La carreta, bellamente exornada con centros de una amplia variedad floral en tonos rosas, lucía en sus varales las medallas de Huelva, Rociana, Ayamonte, Málaga y Sabadell, las de la Cinta, la Lanzada, la Santa Cruz y Nazareno, así como las de las localidades de Aljaraque y Huelva. La Hermandad fue recibida a su paso junto a la Parroquia del Corazón de Jesús por las cuatro hermandades del templo, mientras que a las puertas de la Concepción esperaban las dos cofradías hermanadas con Emigrantes: Nazareno y Santa Cruz. En este lugar fue donde este año despidió nuestro obispo D. Santiago Gómez a la comitiva.

Tras la Concha Peregrina, un colorido reguero de carretas y peregrinos teñían la ciudad de aromas rocieros. Una explosión de felicidad tras dos años en el dique seco. Huelva ya camina hacia la aldea del Rocío. Mañana la otra mitad inundará las arenas.

Sergio Borrero
Director de CuartoTramo.com, el diario digital cofrade onubense. Hermano de la Hermandad de la Borriquita

Quizás te interese

Los comentarios están cerrados

0 %